Piscina de Perales del Puerto

Piscina con el puente sobre la Rivera de Acebo
Piscina de Perales antes del incendio de 2015.
El bosque de ribera y los robles situados a la izquierda sobrevivieron.
Los pinos que se ven a lo lejos desaparecieron.
La piscina de Perales del Puerto retiene las aguas de la Rivera de Acebo en un paraje precioso. El puente de la carretera de Coria a Ciudad Rodrigo parece protegerla, cobijándola y dándole más sombra aún que la que los alisos y fresnos le ofrecen de forma natural. Es uno de mis rincones favoritos para la primavera, cuando disfruto del río en este lugar tan especial mientras leo algún libro casi en soledad, sin las masas de bañistas que anegan el charco en los días centrales del verano, cuando la piscina es asaltada por ejércitos de las cercanas Coria y Moraleja. Por eso la disfruto en primavera, cuando todavía no es piscina pero también en las primeras jornadas del verano, a finales de junio y comienzos de julio, en días de diario en los que aún es agradable bañarse sin agobios. Mis primeros chapuzones del verano son aquí. Vienes sudado y cansado de una buena caminata en el monte, te quitas las botas y el agua fría te reconforta como pocas cosas en la vida. Sin mis lecturas primaverales y mis primeros baños veraniegos en la piscina de Perales la Sierra de Gata no sería la misma.


Ojos del puente de la carretera de Coria a Ciudad Rodrigo
 sobre la piscina de Perales
El incendio de verano de 2015 dañó brutalmente el maravilloso entorno que rodea el lugar. Los pinares fueron arrasados y el bosque de ribera aparentemente muy tocado. Pero la naturaleza es milagrosa: buena parte de la aliseda se recuperó, los fresnos que están al otro lado del puente, donde se conservan restos de antiguos molinos, también lograron reponerse. Además, rebrotó el puñado de robles que dan sombra en los alrededores, sólo los pinos ya no están. Hoy, cuando te bañas parece que el fuego es algo muy lejano y el lugar ha recuperado lo esencial de su belleza.


Cola de la piscina de Perales escoltada por el bosque de alisos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada